Andy Durgan (editor): ¿Socialismo o fascismo? Joaquín Maurín y la revolución española 1934-1936

Con el sugerente pero realista título de ¿Socialismo o Fascismo?, Andy Durgan, autor de diferentes trabajos sobre la revolución española y gran conocedor de la historia del BOC y del POUM, nos ofrece una selección de escritos de Joaquín Maurín que describen con gran precisión los posicionamientos políticos de este gran pensador y revolucionario en la época comprendida entre 1934-1936. El libro abarca el periodo de mayor efervescencia revolucionaria de aquellos años, en los que la agudización de la lucha de clases conllevó la sublevación de los militares como principal fuerza de choque de la burguesía, con el objetivo de frenar el proceso revolucionario y la consecuente toma del poder por los trabajadores. Este proceso continuó bajo la forma de guerra civil, conflicto en el cual se dirimió, con las armas en la mano, quién dirigiría la sociedad, si los obreros o los capitalistas. O bien, dicho en términos prácticos, si sería el socialismo o el fascismo.

En la introducción, Durgan nos detalla los rasgos más relevantes de un Maurín en el punto álgido de su vida política, como Secretario General del recién formado POUM (un partido marxista antiestalinista) y como diputado en las Cortes. Tras los acontecimientos de octubre de 1934, el posterior fracaso del proyecto reformista de la República, la creciente amenaza de la derecha autoritaria y la imprescindible necesidad de la unidad obrera, serian los temas candentes a los que habría que dar respuestas.

Cabe destacar la defensa de las Alianzas Obreras como forma de romper el fraccionamiento de la clase trabajadora y demostrar en la práctica que la unidad era no solo necesaria, sino posible. La socialdemocracia, por un lado, rechazaba el frente único de las personas explotadas, y por el otro lado formaba bloque con la burguesía, ayudando directa o indirectamente a los gobiernos republicanos, y se preocupaba más de la estabilidad del capitalismo que de las necesidades del movimiento obrero.

A comienzos de 1933, la situación político-social era muy desfavorable para la clase trabajadora. El reformismo del Partido Socialista, el izquierdismo disparatado de la FAI y la labor desacertada llevada a cabo por el Partido Comunista oficial habían conducido al movimiento obrero a una situación crítica. Fue entonces cuando el Bloque Obrero y Campesino, cuyo dirigente máximo era Maurín, lanzó la idea del frente único en la práctica para conseguir la unidad efectiva de los trabajadores y las trabajadoras revolucionarias.

La capacidad de analizar en cada momento la realidad concreta hizo posible que Maurín y el POUM diferenciaran muy claramente los riesgos de la política de colaboración de clases, caracterizando el papel de la pequeña burguesía y su incapacidad de abordar y dar respuestas a los grandes temas políticos del momento. Fue por este motivo que se optó por cuestionar el pacto del frente popular y sus acuerdos con la burguesía republicana, si bien al no prosperar un frente obrero de todos los partidos obreros finalmente se decidió firmar dicho pacto. En las elecciones del febrero de 1936, Maurín fue elegido por Barcelona. A pesar de todo, se pasó de manera inmediata a la tarea urgente de desvanecer las falsas esperanzas que ciertos sectores de trabajadores tenían en la estrategia del Frente Popular. Para los estalinistas, esta estrategia sería consecuente con las tácticas de “defensa nacional” ante la guerra mundial que se aproximaba.

La defensa de la revolución rusa como una gran victoria obrera, unida a la crítica de los procedimientos de Stalin y su renuncia a la revolución mundial (con la teoría del “socialismo en un solo país”), fueron a su vez posicionamientos avanzados para su época, que conllevarían, más adelante, la denuncia, persecución y asesinato de los militantes poumistas, así como la ilegalización posterior del POUM durante la Guerra Civil.

Finalmente, la gran tragedia de Maurín fue su detención, el 16 de julio de 1936, que le aislaría de todos los acontecimientos posteriores y privaría al movimiento revolucionario de una de las mentes mas lúcidas en unos momentos tan trascendentales.

Ferran, Barcelona

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Invierno 2012, Reseñas y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s